Blog | 18 may 2022

Migra a la automatización inteligente en la nube: Una guía paso a paso

Migrar a la automatización inteligente en la nube: Una guía paso a paso

Si ha comenzado a usar la automatización inteligente (AI) para automatizar los procesos empresariales, es probable que esté pensando en aplicar la AI a más procesos. Como la AI le permite satisfacer la demanda en aumento y automatizar más procesos, se convierte en crítico para la empresa.

En este punto, tiene sentido migrar a la entrega en la nube de la AI, lo que garantiza que usted siempre tendrá la funcionalidad que necesita. Una plataforma en la nube, con automatizaciones previamente definidas en forma de colaboradores digitales, le permite responder más rápido a las prioridades cambiantes.

Si está considerando la AI basada en la nube como una opción cada vez más atractiva, no está solo. Deloitte descubrió que un tercio de las organizaciones encuestadas (31%) aceleraron su inversión en AI alojada en la nube como respuesta a la pandemia de COVID-19. Solo una de diez (11%) no usaban una infraestructura en la nube para sus soluciones de automatización, y casi la mitad de ellas ya la estaban usando para algunas de sus automatizaciones.

Migración a AI en la nube: más fácil de lo que cree

La migración a la nube demanda de tiempo y esfuerzo, pero es más fácil de lo que usted cree. Pronto estará disfrutando de los beneficios de un costo total de propiedad más bajo, más funciones y la facilidad de una plataforma completamente alojada y gestionada que alivia el dolor de las actualizaciones y la gestión diaria.

Si está pensando en migrar su AI a la nube, es posible que esté preocupado por la interrupción de sus operaciones comerciales. Quédese tranquilo. No hay ningún requisito de hacer una implementación radical de la noche a la mañana. Los sistemas locales y en la nube trabajarán en paralelo hasta que esté seguro de que la plataforma en la nube está funcionando bien.

Carrera corta hacia la migración

La migración a la nube funciona mejor cuando se la divide en pequeños proyectos. Hasta que esté seguro de migrar los procesos usted mismo, le brindaremos soporte a través de algunos sprints que cubren los primeros cinco o seis procesos. Empezamos con un proceso solo. Luego, el segundo y el tercer sprint cubrirán dos o tres procesos.

Para cada sprint, dividimos el enfoque de migración en tres pasos fundamentales:

1. Prepararse

Empezamos trabajando juntos para evaluar sus procesos actuales. Haremos un recorrido por esos procesos para entender las complejidades y las prácticas no estandarizadas que podrían resultar relevantes para dicha migración. Esto incluye una revisión de sus requisitos de creación de informes. Una parte de esta etapa consiste en establecer un marco de gobernanza de modo que tenga claros los roles y las responsabilidades, y qué es lo que va a suceder y cuándo.

En la preparación para la migración, juntos conectaremos e integraremos la plataforma en la nube en su entorno y prepararemos el entorno para la migración, mediante la instalación de aplicaciones y la configuración de identidades de los colaboradores digitales.

Para evitar retrasos más tarde, nos centraremos en una buena planificación y la participación temprana de los líderes empresariales. Entre estos líderes, se incluye el propietario de la empresa para la automatización de AI actual, su equipo de red de TI y su personal de seguridad de TI. Estas partes interesadas deben estar disponibles en la etapa de prueba para asegurarse de que todo está funcionando como se espera. Aceptar un cronograma de migración, y asegurarse de que los recursos correctos de la empresa están disponibles en el momento indicado, pagará los dividendos.

Es importante sentar las bases al tener un acuerdo claro sobre qué aplicaciones estarán en qué proceso. Además, prepare configuraciones de aplicaciones prediseñadas de modo que su equipo de TI pueda pasar esas implementaciones directamente a los colaboradores digitales.

Los controles de acceso son específicos de cada proceso. El colaborador digital debe implementar cada aplicación para cada automatización, junto con las credenciales que se usan en dichas automatizaciones. En este punto, asegúrese de que las credenciales de la configuración relevantes para cada proceso estén listas. Envíe de una vez las credenciales a los colaboradores digitales para las migraciones planificadas, en lugar de enviarlas de a poco; esto garantizará una migración fluida.

Identifique plazos potencialmente largos para las tareas de TI. Generalmente, lleva un tiempo largo procesar las barreras de seguridad y los cambios a la seguridad, por lo que debe empezar con ellos primero.

En el entusiasmo de migrar a la nube, es fundamental que no se apresure y esquive las mejores prácticas. Si no logra crear redundancia y resiliencia en la automatización, tendrá problemas más tarde cuando quiera ampliar su uso de la AI. Estos son buenos motivos para crear una plataforma robusta desde el comienzo.

2. Preproducción y prueba

Cuando un proceso de AI está listo, el desarrollo se congela en la etapa de preproducción para que podamos probar el proceso. En esta etapa, exportamos del sistema antiguo e importamos al entorno de no producción en la nube. Esto nos permite probar el proceso real, al mirar cosas como las variaciones de los tiempos de respuesta de la aplicación.

Es importante ser claros sobre cómo es una prueba exitosa. La prueba debe replicar lo que el proceso hace en la actualidad, sin adiciones o cambios. Una vez que haya completado la migración, puede ver las mejoras y la adición de nuevas capacidades de la plataforma. Una vez que se migran los procesos a la nube con éxito, tendrá la posibilidad de volver a visitar algunos de ellos para hacerlos mejores, más rápidos y fuertes, al aprovechar funciones en la nube que quizás no estén disponibles en su entorno local.

3. Ponerse en funcionamiento

Una vez que ha finalizado con éxito la etapa de prueba, estamos listos para mover el proceso a la etapa de producción. Una vez promovido a la producción, haremos la validación de la producción para garantizar que el proceso se comporta como se esperaba.

La plataforma local existente y la nueva plataforma en la nube se ejecutarán en paralelo por un tiempo acordado previamente y están diseñadas como parte del plan de migración. Esto le permite migrar de manera controlada. Luego, es una decisión de “ir o no ir” ejecutar el proceso en vivo en la nube.

Ahora enjuague y repita

Una vez que el primer sprint está completo, es momento de repasar y repetir en el segundo sprint, esta vez, al migrar dos procesos a la nube. Es una buena idea comenzar con un proceso simple que sea bien conocido y lo entienda, y que sea relativamente sencillo, con una complejidad un poco mayor a medida que avanza por los sprints.

Más adelante en el proceso, es útil elegir su proceso más complejo para que podamos asistirlo, a la vez que le seguimos brindando soporte a lo largo de las cinco o seis migraciones iniciales.

Una vez que hemos recorrido los primeros tres sprints, entenderá exactamente qué necesita hacer para automatizar más procesos. Puede copiar y pregar el enfoque de los procesos que desea migrar en el futuro. Por supuesto, si necesita más ayuda y soporte, estamos aquí para usted.

Todo listo para lograr el éxito

Nuestra metodología probada significa que puede confiar en la migración optimizada a la AI en la nube. Podemos ayudarle con la parte más difícil y prepararlo para el éxito en un instante.

¿Desea obtener más información sobre la automatización inteligente en la nube?

Descargue nuestro informe de automatización inteligente en la nube de Ventana Research

Descargue el informe